Carta del director

Queridas familias,

En Ágora International School Barcelona, nuestro reto diario es acompañar el crecimiento de nuestros alumnos y transmitirles los conocimientos y las habilidades para que puedan desarrollar las competencias que necesitaran en su vida, en un mundo complejo, globalizado e interdependiente, y así poder dar respuesta a sus próximos retos individuales y colectivos.

Como educadores, nuestro proyecto vital nos lleva a querer ser referentes para nuestros alumnos, inspirándoles, y acompañándolos a vivir en plenitud en el siglo XXI, enseñándoles qué importante es aprender a aprender, aprender a comprender, aprender a pensar, aprender a hacer, y aprender a sentir y a gestionar sus emociones.

Queremos impulsar un proyecto educativo integral, que les ofrece experiencias, consolida confianzas, genera vínculos, les enseña a liderar su propia vida, a gestionar la complejidad, a interactuar en un mundo global e intercultural, a trabajar en equipo. Queremos acompañar a nuestros alumnos en su crecimiento y formación como ciudadanos.

Nuestra mayor vocación es formar a personas competentes en idiomas, con amplios conocimientos en las áreas humanísticas, científico-técnicas, matemáticas y tecnológicas, deportivas, artísticas, y lograr que cada alumno consiga lo mejor de sí mismo en cada una de ellas. Y a la vez que esta visión interdisciplinaria del conocimiento humano, queremos proporcionar a nuestros alumnos las oportunidades que necesiten para investigar, conseguir despertar su curiosidad, para aprender descubriendo y aportar así una imprescindible capacidad crítica y de análisis.

En estrecha colaboración con las familias, en Ágora International School Barcelona queremos que nuestros alumnos encuentren la oportunidad de ser felices, siendo competentes, confiando en sí mismos, descubriendo sus cualidades y fortalezas, siendo los protagonistas del proceso de enseñar y aprender.

Nuestro compromiso también pasa por no olvidar nunca la acción y la reflexión social y comunitaria, a nivel local e internacional, que esta educación social y solidaria les sugiera como trabajar para conseguir un mundo mejor.

Sin duda, somos una escuela que se compromete en la transmisión de valores, y dónde los resultados se basan en el esfuerzo, la honestidad y la dedicación. Tenemos ante nosotros un reto maravilloso, enseñarles a aprender, ayudarles a crecer, y formarles como personas conforme a criterios claros en un mundo plural.

Saludos cordiales,

Gerard Valls

Aviso Legal